Ir al contenido principal

PEQUEÑAS ACCIONES PARA GRANDES CAMBIOS

La acción de pegar un calco en un lugar público puede parecer pequeña pero tiene un gran poder subversivo. Principalmente porque nos pone al alcance de la mano el poder involucrarnos para transformar el mundo en el que vivimos todos los días.


A PEDIDO DE LAS COMPAÑERAS LIBERTARIAS SOCIALIZAMOS DE NUEVO LAS PLANCHAS DE STICKERS QUE HACE UN TIEMPO CIRCULAN ENTRE VARIAS COLECTIVAS FEMINISTAS

PARA DIFUNDIR, PEGAR, REPRODUCIR, CIRCULAR, FOTOGRAFIAR Y REENVIAR! MANDAR A IMPRIMIR UNA PLANCHA DE STICKERS NO ES CARO. SON PEQUEÑAS ACCIONES DE LAS QUE PODES TOMAR PARTE SIN EXPONERTE DEMASIADO Y QUE PUEDEN ABRIR LA CABEZA A MUCHA GENTE

Comentarios

Juli Supertramp ha dicho que…
Hola, me parece una muy buena idea la de los stickers y quiero saber como hago para consguir las planchas.
Angeles ha dicho que…
hacés doble click sobre la imagen y las vas bajando de la galería picassa. es muy simple. no debería fallar.
bienvenida a la micro guerrilla!

Entradas populares de este blog

Con ustedes… el catálogo del primer festival “La Mujer y el Cine” 1988

De la caja de la basura del que lo salvó una compañera en el laburo hasta nuestro blog desobediente y feliz, reactivado expresamente para poder compartir esta joyita con ustedes. Para retomar esta historia y ponerla en valor y que quede el documento a disposición para todxs aquellxs que quieran también retomar la posta. “Para nosotras, organizar este primer festival “La Mujer y el Cine” significa, por un lado, fomentar la expresión de un “sí, se puede” en otras mujeres de nuestro país que, por un motivo u otro, han visto postergados sus proyectos de hacer un film”, decía Susana López Merino, en la carta que abre este catálogo. “La Mujer y el Cine” se hizo por primera vez en Mar del Plata en 1988. Argentina hacía poco recobraba la democracia y las mujeres teníamos una inusitada participación en la cultura y cargos públicos. Casi diez años antes de que se reanudara el Festival Internacional de Cine de Mar del Plata en 1996, del que luego fue una de sus secciones más prestigiosas. La in…

MIS PELOS POLÍTICOS!

LESBIANAS- FEMINISTAS Y PELUDAS!!!!
Mis pelos me dan vergüenza. Los miro. Los acaricio. Trato de pensarme con pelos en las piernas y no puedo evitar sentirme FEA? No. La palabra es más bien asco. Vergüenza. Un nudo contradictorio entre mi libertad y la cárcel de sentirme con la valentía de dejármelos siempre y cuando no empiece a hacer calor. Ridícula, me recuerdo diciendo en un telo en una cogida ocasional – “no estoy depilada. Si querés no me saco el pantalón”. Qué infamia! Ella no se tomó el trabajo de contestar mientras me desvestía. Me dejé llevar aliviada. Me había acordado de una amiga que me contó estar por coger muy caliente con una chica y que se le fuera la calentura después de verle los pelos. Que no había podido volver a tocarla. ¿?!!! “¿Pero no te das cuenta que la fobia es tan grande que te impide sentir placer?”, le dije. Está claro que tampoco tolera mis pelos. Los pelos en las piernas de su amiga. ASCO. Pánico social. Sentirme observada. Rechazada. Criticada. Pero lo …

“Desobediencia: por tu culpa voy a ser feliz”

El sistema patriarcal nos exige cumplir con dos mandatos: tener hijos sí o sí (maternidad obligatoria) y que te cases o tengas pareja varón (heterosexualidad institucionalizada). Cualquier desviación a estas normas es considerada como un crimen o una enfermedad y es por eso que, seas heterosexual o seas lesbiana las mujeres que no se juntan o se casan y las que no tienen hijos son muy criticadas.